Pues a cruzar los dedos. A ver lo que tardan en emplear esos fondos de los accionistas para empezar a comprar deuda pública "por el bien común"....